II Influencias en la escuela actual: Dewey, Kilpatrick, Montessori, Steiner y Decroly

Continuamos la revisión de autores/as por John Dewey[1] (1933/1989, 1916/1995, 1938/2002), el filósofo norteamericano más importante de la primera mitad del siglo XX. El compromiso de Dewey con la democracia y con la integración de teoría y práctica es evidente en su carrera de reformador de la educación (Dewey, 1938/2002; Westbrook, 1993).

Frente a las concepciones conservadoras, Dewey propone la concepción de una educación progresiva, donde la educación sea “una constante reorganización o reconstrucción de la experiencia” (Dewey, 1916/1995, p. 73). Esto supone incluir los procesos educativos y escolares en el seno de la comunidad democrática. Dewey (1933/1989) adjudica al docente un papel de guía y orientador del alumnado. Por otro lado, en la pedagogía de Dewey es fundamental subrayar los rasgos de continuidad e interacción, con los que se opone a los dualismos o dicotomías, para entender al ser humano de forma holística (Dewey, 1916/1995).

Dewey considera que el método educativo debe derivarse del científico y promueve un método basado en problemas, en el cual se plantea el aprendizaje como una investigación llevada a cabo por grupos de alumnado bajo la tutela y orientación del educador/a. No puede faltar hacer referencia a la experiencia de la famosa Escuela Laboratorio, donde Dewey demuestra los principios educativos que defiende. Construye un currículo basado en las llamadas ocupaciones, que consistían en actividades funcionales, prácticas y formativas en el plano físico, intelectual, estético y moral y que estaban ligadas al medio social del niño/a (Dewey, 1929/1964; González Monteagudo, 2007).

Los esfuerzos de Dewey por introducir métodos nuevos y cambiar la educación están acompañados de controversias y siguen siendo un punto de referencia en los debates acerca de los fallos del sistema escolar.

Una iniciativa importante dentro del movimiento progresista es el trabajo desarrollado por William Heard Kilpatrick[2] (1914, 1921), creador del método de proyectos, a través del cual se pretende el estudio integrado y pluridisciplinar de un tema relacionado con la vida del niño/a (Kilpatrick, Breed, Horne, Adler y Brubacher, 1967). Colaba con John Dewey en la Columbia University, donde recibe su influencia (Luzuriaga, 1992).

La metodología por proyectos comienza a extenderse en 1921 cuando publica un ensayo titulado “El método de proyectos(Kilpatrick, 1921). El objetivo es que la actividad escolar tuviera sentido y utilidad, definiendo esta metodología como la libertad de acción que debe tener el alumnado en la construcción de su conocimiento (Vizcaíno, 2008).

Con la metodología por proyectos se pretende hacer hincapié en el desarrollo del carácter y de la personalidad del alumnado mediante un aprendizaje globalizado y relacional. Con este método se busca que los/as niños/as interactúen con sus compañeros/as, con la familia y con la sociedad en general y, con ello, favorecer el desarrollo de la autonomía, la plenitud, la iniciativa, la cooperación y la alegría como contenidos fundamentales en el proceso de aprendizaje (Beineke, 1998; Blázquez, 2010; Kilpatrick, 1921).

Luzuriaga (1992) señala que la influencia de Kilpatrick es extraordinaria, tanto por los millones de estudiantes que pasaron por su cátedra como por su gestión en las asociaciones de educación y en la política educativa. Sus ideas pedagógicas son las más características del pragmatismo americano y de la educación democrática y su método se sigue utilizando y promoviendo en la actualidad.

Kilpatrick también es conocido por su crítica hacia Maria Montessori[3] (1915/1939, 1909/2003). Como recoge Polk (1991), Kilpatrik escribe el primer libro contrario al método Montessori, The Montessori System Examined (Kilpatrick, 1914). Sin embargo, eso no mitigó la gran influencia que Montessori consigue tener en todo el mundo y en especial en las escuelas de infantil donde con su método logra completar los principios de Fröbel, introduciendo prácticas que hoy consideramos habituales: materiales lúdicos, sillas y muebles a la medida de los/as niños/as, una hora de sueño en la escuela, salidas al aire libre, etcétera.

Al Método Montessori también se le denomina Método de la Pedagogía Científica al basarse en la observación y la experimentación (Montessori, 1909/2003). Tiene fuertes influencias de Rousseau (en el individualismo), de Herbart (en las facultades perspectivas; manipulación y experimentación) y de Pestalozzi (en la educación sensorial). El objetivo principal del método Montessori es que el niño/as desarrolle al máximo sus posibilidades dentro de un ambiente estructurado que le resulte atractivo y motivador. En el método de Montessori la casa, el jardín, el mobiliario y el material constituyen un sistema completo de experimentos pedagógicos para esperar la reacción espontánea del niño/a (Montesssori, 1915/1939; Standing, 1979).

Montessori realiza numerosos viajes por Europa, Estados Unidos e incluso India. Esto permite difundir su método, creando diversos focos de trabajo montessoriano que todavía en la actualidad se mantienen con diferente importancia según el país. Sin embargo, aunque su método no ha logrado extenderse a las escuelas convencionales, sí podemos encontrar escuelas con todas las etapas basadas en sus principios y obra (Pla Molins, Cano García y Lorenzo Ramírez, 2007).

De esta forma Montessori forma parte de los/as autores/as del siglo XX que han conseguido que, independientemente a su influencia general sobre la educación, existan escuelas concretas que sigan su pedagogía. Otro autor del siglo XX que también lo ha conseguido es Rudolf Steiner[4] con la Pedagogía Waldorf (Steiner, 1907/1991, 1924/2012). Bajo su pedagogía existen una doctrina ético-filosófica (la Antroposofía), elaborada por él mismo. Esto hace que su pedagogía tenga sentido por sí misma y bajo su modelo. Actualmente cientos de escuelas siguen el modelo de Pedagogía Waldorf.

En la corriente educativa que sigue a autores/as como Maria Montessori o Rudolf Stenier durante el siglo XX, cabe destacar a la pediatra Emmi Pikler[5] (1969/1994). Con la dirección de una Casa-cuna en Budapest (Instituto Lóczy), se convierte en un referente en la educación de 0 a 3 años al demostrar la eficacia de sus métodos basados en la autonomía, el desarrollo libre de la motricidad, la relación afectiva, la estabilidad de un/a educador/a referente y el respeto por el/la niño/a y su iniciativa (Godall, 2008; David y Appel, 2010; Pikler, 1969/1994).

Estos/as autores/as transmiten un amor y respeto por la infancia que coincide con Ovide Decroly[6] (1934, 1929/2007). Este autor, tiene en común con Maria Montessori el hecho de que sus métodos, como señala Filho (1964, p. 193), “nacieron de la observación de niños anormales y fueron elaborados por médicos especializados en el estudio de la educación; ambos surgieron en países latinos y se desarrollaron, a decir verdad, en la misma época”. Además, como señala Foulquié (1968, p. 42) “ambos aplicaron a la educación de los niños normales la experiencia que con los niños anormales habían adquirido”.

El método de Decroly es considerado también como expresión de la pedagogía científica, por basarse en la observación y la experimentación sobre la forma natural del aprendizaje espontáneo en la niñez (Decroly, 1929; Decroly y Boom, 1937/1968). La flexibilidad, el evolucionismo y el relativismo son las aportaciones más originales de su sistema. El mismo Decroly (1937/1968) señala:

El error más constante es querer en esta materia hacer algo definitivo e inmutable. La obra de la educación más que cualquier otra ha de ser ágil, plástica, capaz de evolucionar. Es absurdo querer preparar para la vida social de mañana con procedimientos que convenían a la sociedad de ayer. En educación nada hay definitivo, siempre ha de haber investigación, siempre la experiencia. (p. 20)

Sus principios psicopedagógicos sobre el aprendizaje, el método global de enseñanza de la lectura y la escritura, y la programación escolar por centros de interés son las aportaciones que más han influido en el trabajo de la escuela actual (Decroly, 1934; Muset, 2007; Narváez, 2006).

Sergio Carneros

Referencias de los autores/as citados: Aquí

PARA CITAR: CARNEROS, S. (2018). LA ESCUELA ALTERNATIVA: UN MODELO EN BÚSQUEDA DE LA JUSTICIA SOCIAL Y AMBIENTAL. TESIS DOCTORAL. UNIVERSIDAD AUTÓNOMA DE MADRID.

 

[1]John Dewey (Burlington, 20 de octubre de 1859-Nueva York, 1 de junio de 1952) fue un filósofo, pedagogo y psicólogo estadounidense. Durante la primera mitad del siglo XX, fue la figura más representativa de la pedagogía progresista.

[2]William Heard Kilpatrick (White Plains, 20 de noviembre de 1871 – Nueva York, 13 de febrero de 1965,) fue profesor estadounidense, conocido por colaborar con John Dewey y por haber desarrollado y promovido el método de proyectos.

[3] Maria Montessori (Chiaravalle, Italia, 31 de agosto de 1870 –Noordwijk, Países Bajos, 6 de mayo de 1952) fue una educadora, pedagoga, científica, psiquiatra, filósofa, antropóloga, bióloga, psicóloga, devota católica, feminista y humanista creadora del método Montessori. Fue la primera mujer italiana que se graduó como doctora en medicina.

[4] Rudolf Steiner (Donji Kraljevec, Imperio austríaco (hoy Croacia), 25 de febrero de 1861 – Dornach, Suiza, 30 de marzo de 1925) fue el fundador de la antroposofía, educación waldorf, agricultura biodinámica, medicina antroposófica y la euritmia.

[5] Emmi Pikler (Viena, Austria, 9 de enero de 1902 – Budapest, Hungría, 6 de junio de 1984) fue una pediatra que dirigió el Instituto Lóczy de acogida para niños/as huérfanos y abandonados en Budapest.

[6]Ovideo Decroly (Renaix, 23 de julio de 1871 – Bruselas, 9 septiembre de 1932) fue un pedagogo, psicólogo, médico y docente belga. Además de sus aportes en educación, fundó varias instituciones educativas y fue profesor de universidad.

Referencias de los autores/as citados: Aquí

PARA CITAR: CARNEROS, S. (2018). LA ESCUELA ALTERNATIVA: UN MODELO EN BÚSQUEDA DE LA JUSTICIA SOCIAL Y AMBIENTAL. TESIS DOCTORAL. UNIVERSIDAD AUTÓNOMA DE MADRID.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s